Imprimir esta página

Bermúdez: El miércoles para la salud privada por participación en el crecimiento de la economía del país

Viernes, 10 Julio 2015 12:29
Valora este artículo
(0 votos)

El próximo miércoles 15 de julio, la Federación Uruguaya de la Salud (FUS), la Federación de Funcionarios de Salud Pública (FFSP) y el Sindicato Médico del Uruguay (SMU) se movilizarán en forma conjunta en rechazo de los lineamientos planteados por el gobierno para la negociación salarial y en defensa de la reforma de la salud. como ejes centrales. También los trabajadores defenderán la inversión pública como herramienta para luchar contra el desempleo y en defensa de las empresas públicas, en consonancia con lo que viene desarrollando en distintos ámbitos el PIT-CNT.

El secretario general de la Federación Uruguaya de la Salud (FUS), Jorge Bermúdez, realizó un profundo análisis de la coyuntura del sector y de los desafíos que el movimiento sindical deberá afrontar para los tiempos que se vienen en el país.  

La movilización del miércoles 15 de julio comenzará con un paro de 8 a 15 horas en Montevideo, paro de acuerdo a la coordinación de las próximas horas en el interior y una concentración a las 10 de la mañana en la Plaza Cagancha (Libertad) de los trabajadores de la salud privada (FUS). Tanto los trabajadores de salud pública (FFSP) como el Sindicato Médico del Uruguay (SMU) se adhieren a la movilización pero no detienen sus actividades. Desde el lugar de concentración se marcharán hasta el Ministerio de Economía y Finanzas (MEF) donde se realizará un acto público a las 11 de la mañana en el cual se analizará la realidad de la salud y del país.

El dirigente de la FUS, Jorge Bermúdez informó que la movilización se produce en rechazo de los lineamientos que propone el Gobierno para las pautas de negociación salarial, "absolutamente contrarios a nuestros planteos de la participación del salario en el crecimiento de la economía del país, además esos lineamientos del Ejecutivo no aseguran el mantenimiento del salario".

Bermúdez explicó al Portal del PIT-CNT que los lineamientos planteados por el PE "ayudan al sector conservador que promueve la visión que el Uruguay es un país en crisis -y no lo es- y por lo tanto dicen que hay que ajustar a la baja los salarios y las condiciones de vida de las grandes mayorías populares. Estamos convencidos que el gobierno está cediendo a la presión de la derecha y los sectores conservadores y por lo tanto nuestro planteo es que el Gobierno debe volver a asumir la agenda de cambio con la que ganó las elecciones y que coincide en grandes líneas con el programa del PIT-CNT". Uno de los ejes centrales de la agenda de cambios para el dirigente es la reforma de la salud "que está pendiente y es más difícil que la reforma avance si lo que no se mantiene es la agenda del cambio, por lo tanto lo que está en disputa en los Consejos de Salarios no son solamente el salario y las condiciones laborales que son fundamentales para los trabajadores sino está en disputa el desarrollo de la línea política y estratégica del país en los próximos cinco años".

Bermúdez aseguró que "con esta política restrictiva hacia los salarios no podemos esperar mucho más en relación al Presupuesto y estamos comenzando la discusión sobre la inversión en obra pública que parece contradictoria, cuando se habla que aumenta el desempleo de los uruguayos no se entiende cómo se paraliza obra pública que es la que genera empleo y está en la tapa de cualquier manual keynesiano. No hay que tener ningún doctorado en economía para visualizar estas cuestiones".  

Reforma de la salud

"Tenemos que abordar el Sistema Nacional Integrado de Salud (SNIS) y la mejor calidad de la atención de la salud, así como la reforma que estuvo frenada durante los pasados 5 años por errores políticos cometidos por el Gobierno y por el peso de una corporación empresarial que domina el sector. En estos tres meses que llevamos de gobierno no se ha avanzado con la intensidad que se necesita, por ello en el marco de la movilización del miércoles 15 vamos a profundizar estos temas, con un hecho político destacable ya que hacía  muchos años que no se producía la participación de los trabajadores médicos y no médicos en forma conjunta. Esto además es preparatorio y en el marco de las movilizaciones del conjunto del movimiento sindical hacia el paro general del 6 de agosto que resolvió la Mesa Representativa ayer".

Asuntos pendientes: acuerdos de parte y tiempos de espera

Jorge Bermúdez explicó al Portal cuales son los grandes aspectos básicos que deberán abordarse para profundizar la reforma de la salud y que aún están pendientes.   

"El primero es la complementación entre el sector público y privado, no podemos seguir superponiéndolos cuando está claro que es imprescindible que se complementen para atender mejor a la población. Esto se relaciona directamente con otro de los aspectos pendientes que es el tiempo de espera. Hoy un uruguayo está esperando promedio dos meses para que lo vea un especialista y se puede estar esperando hasta seis horas en la puerta de urgencia de una mutualista para que lo atiendan. Uno puede tener que esperar dos días que llegue una camilla en emergencia para que lo suban a piso porque no hay lugar. Existen instituciones del sector privado grandes, que están sostenidas por un fideicomiso del gobierno, que tienen instalada capacidad ociosa, le sobran camas y les faltan afiliados. Entones nosotros decimos que se implemente un acuerdo privado-público o privado-privado para que en las instituciones que están desbordadas de gente, en lugar de tener que esperar 2 meses al usuario lo vean en 15 días. Está claro que esa es una decisión individual ya que hay quienes prefieren que siempre los vea el mismo médico grado 5 de determinada especialidad y eso no solo es respetable sino que está en todo su derecho. Pero capaz que a mí por ejemplo me da igual y lo que quiero es que me vean antes y me solucionen el problema. Lo que deberíamos ofrecer es que la gente pueda optar entre 15 días o dos meses. Y para lograr ello hay que establecer esos acuerdos en el ámbito público-privado o privado-privado".

No más tickets como barreras

"Otra de las propuestas es que planteamos estudiar la disminución gradual, hasta su eliminación total en este quinquenio de gobierno del valor de los tickets y las órdenes, sino de todas por lo menos aquellas que son una barrera en el ingreso, en la consulta, es decir, que yo no tenga que pagar para que el médico me vea".

La descentralización sanitaria

"Es imprescindible que la gente reciba la misma atención independientemente del lugar del país donde viva y eso hoy no pasa. No es lo mismo vivir en una capital departamental, que en una población del interior del país".

Participación popular

"Es un elemento fundamental y está consagrado en la Ley. Se llega muy poco. Cuando se habla de representación social tendremos que discutir también cómo se ejerce esa representación social y si existe realmente. Yo integro la Junta Nacional de Salud por el PIT-CNT como titular. Sin embargo puedo decir que la Junta es un simulacro de participación social porque el Gobierno se reúne y define, y después «baja» a la reunión con los representantes sociales, usuarios, trabajadores y empresarios, y allí impone lo que resolvió. Discusión política cero. ¿Discutir hacia dónde va la reforma? Cero. Como entendemos que es una pérdida de tiempo optamos por no asistir para ir simplemente escuchar a Economía, al BPS y al MSP".

Consultado Bermúdez sobre cómo se puede revertir esa realidad en la participación social, el dirigente enfatizó que de manera autocrítica el PIT-CNT deberá tomar una posición "mucho más decidida que involucre al conjunto de la Central para que los problemas de la salud no sean solamente de los trabajadores de la salud, sino que sean los problemas del conjunto de los trabajadores del movimiento sindical. El ideal sería que en los organismos con participación social, en nombre del PIT-CNT no necesariamente tiene que estar un trabajador de la salud, sino que podría estar participando un trabajador de la construcción, o del metal, un trabajador bancario o una trabajadora de la aguja, para que el conjunto del movimiento sindical internalice en su real dimensión la problemática de la reforma de la salud. Porque además, el tema de la participación popular si lo analizamos, tiene que ser una construcción colectiva hacia la participación popular. Que los trabajadores, que los usuarios y el conjunto de la sociedad se apropien y participen discutiendo las políticas de salud del país con el Gobierno y las patronales, representa un avance democrático de la sociedad en un proceso de transformaciones. Para mí es un punto ideológico y no solamente de diseño de la reforma".

Modificado por última vez en Sábado, 11 Julio 2015 12:49
Inicia sesión para enviar comentarios