Abdala: “Estamos ante un año clave para el presente y futuro del país”

Jueves, 22 Marzo 2018 22:10
Valora este artículo
(2 votos)

En el marco de un paro parcial el movimiento sindical movilizó hoy en Montevideo a miles de trabajadores y advirtió, a través de su discurso central, que los sectores sociales y populares están “ante un año clave para el presente y futuro del país”. Marcelo Abdala, Secretario General del PIT-CNT, durante su exposición, afirmó que “depende de nosotros que estos vientos en contra que se vive en el mundo (principalmente en América Latina por el avance de la derecha y de los sectores reaccionarios) pasen. Decimos que no pasarán y que derrotaremos a las clases dominantes. Porque llegará (y lograremos) una sociedad sin explotados ni explotadores”.

Las distintas organizaciones que integran el PIT-CNT desplegaron cientos y cientos de banderas uruguayas, así como de los distintos sindicatos, en la principal avenida de Montevideo. Desde la explanada de la Universidad hasta la Plaza Libertad los trabajadores marcaron presencia y dieron a conocer su plataforma reivindicativa. La cual tuvo como ejes principales el  trabajo, salario, más educación y vivienda; defensa de la negociación colectiva; Rendición de Cuentas; mejor distribución de la riqueza; Ley de empleo para personas con discapacidad; en defensa del agua, no a la Ley de riego; defensa de los derechos sociales conquistados; contra la violencia de género y todo tipo de violencia; por verdad y justicia.

Luego de entonar las estrofas del himno nacional y de la internacional se procedió a la parte oratoria. La primera sindicalista en intervenir fue Natalia Núñez, de la Federación de Funcionarios de OSE (Ffose), quien al referirse a la Ley de Riego afirmo que “pensábamos que la guerra por el agua había culminado en el año 2004 y que el pueblo uruguayo había salido victorioso. Nos equivocamos compañeros y compañeras; fue sólo una gran batalla”.

Una vez culminada la exposición de Núñez habló Tamara García, integrante del Departamento de Jóvenes del PIT-CNT y de la Federación Uruguaya de Empleados del Comercio y Servicios (Fuecys). La joven dirigente fue categórica al sostener durante su alocución “la revolución debe ser y será feminista”. También afirmó que “nuestro movimiento sindical no solo lucha por el aumento salarial, nuestro PIT-CNT sale a dar la pelea para cambiar el mundo. Para crear una sociedad sin explotados, explotadas ni explotadores”.

Abdala: “Año clave para el futuro del país”

El Secretario General del PIT-CNT comenzó su exposición apoyando la posición de Natalia Núñez afirmando que “el agua es un factor productivo y desde la perspectiva de los trabajadores entendemos se está ante, luego del plebiscito, un tema central, de vida, un derecho humano y se quiere mercantilizar. Mientras se desarrolla la recolección de firmas, hemos resuelto actuar para mejorar el orden jurídico en esta materia. Y, como bien decía Tamara, toda la movilización de los trabajadores es de carácter solidario, de carácter humano, cultural… Desde esta voz, con la firmeza, modestia y humildad, levantemos entre todas las compañeras y compañeros la bandera de la equidad de género. La bandera de que no haya más femicidios, la bandera de la igualdad, de la sociedad justa y solidaria, en definitiva por la bandera con la cual luchamos”.

Abdala recordó que luego de un profundo debate en el Secretariado Ejecutivo y en la Mesa Representativa del PIT-CNT “llegamos a la conclusión de que nuestra clase trabajadora atraviesa este 2018 (como) un año clave, neurálgico, para su presente y para su futuro. Y, esto es así porque un día sí y otro también tendremos que ser protagonistas, sin miedos, para llevar adelante un proceso de lucha de clase ante la agudización de la disputa de dos grandes proyectos de país. Estos desafíos los tendremos que resolver correctamente, como está acostumbrada esta clase obrera uruguaya. Este 2018 es un año bisagra, ya que define el hoy y el mañana de las grandes mayorías nacionales y populares”.

Anunció el dirigente del movimiento sindical que hoy existen “cuatro desafíos”. En primer lugar impulsar que el Parlamento apruebe un conjunto de leyes que tienen que ver con el mundo del trabajo y “con la construcción de una sociedad más igualitaria, más justa, más humana y más solidaria. En segundo lugar decimos que más temprano que tarde se habrá de desarrollar la Rendición de Cuentas más importante del período; porque es en esta donde el campo popular debe organizar las condiciones de avance junto a las banderas que levanta el movimiento obrero. Banderas que no son egoístas y que apuestan al desarrollo del país en su conjunto”.

Abdala subrayó que el desafío central es establecer durante el presente año “cuál será la calidad de vida de las grandes mayorías nacionales. Esto depende de la negociación colectiva y el impacto que la misma tendrá en vastísimos sectores del país. Los Consejos de Salarios, que serán los más importantes de los últimos años, ya que casi un millón de trabajadores estarán definiendo sus condiciones laborales inmediatas”.

Más adelante el Secretario General del PIT-CNT se refirió a que en América Latina los “vientos no están soplando a favor de los trabajadores”. Informó de lo que está sucediendo en Brasil en materia de condiciones laborales y pérdidas de derechos para los sectores populares. Afirmó durante su exposición que “depende de nosotros que este viento en contra (de los sectores populares) no pase. Derrotaremos a las clases dominantes para llegar a una sociedad sin explotados ni explotadores”.

¿Autoconvocados?

En torno al sector de autoconvocados, Abdala se preguntó: ¿De dónde apareció ese movimiento? “Nosotros que preparamos y organizamos movilizaciones nos preguntamos cómo puede existir un movimiento de autoconvocados. Lo que decimos es que siempre hay atrás organización, siempre hay dirección, siempre hay perspectiva política… Esto no es un movimiento espontaneo. Desde el punto de vista obrero, no existe el campo, existen los diversos sectores y realidades heterogenias en el mundo del campo. Hoy hay alrededor de 90.000 asalariados rurales que recién conquistaron, en el 2009, las ocho horas. Recién consiguieron participar en los Consejos de Salarios y estos no son autoconvocados, son trabajadores. A los cuales les tenemos que tender una mano solidaria para atender sus necesidades, reclamos y fortalecer la organización”.

Agregó el dirigente sindical que hay 90.000 asalariados rurales y “23.000 pequeños establecimientos familiares, los cuales nuclean alrededor de 40.000 personas. Ellos son laburantes, son nuestros aliados y muchas veces ganan menos que un obrero calificado. Toda la mano tendida para el desarrollo de este sector. Apostamos a que se desplieguen políticas públicas y que se investigue a nivel tecnológico el mayor desarrollo para los pequeños productores familiares”.

Denunció Abdala que en este marco de dificultades para los pequeños productores existen “enormes terratenientes que están vinculados a los agro negocios. Y, tenemos que decirlo con todas las letras que una pequeña fracción del mundo agropecuario se la llevó triple, en balde, en todos estos años y ello fue producto de los precios internacionales de la materia prima. No todo es lo mismo… ”.

“Empresaurios” contra aumento de jubilación

Luego de referirse al reclamo del salario mínimo de $16.500 y otros temas de la plataforma impulsada en la movilización de hoy, el Secretario General del PIT-CNT se refirió a la “increíble posición, en el siglo XXI, de la Cámara de Industria y la de Comercio al ponerse en contra del país. No solo se ponen en contra de los trabajadores, sino que se ponen en contra de las grandes mayorías nacionales y populares. El aumento de salario genera el aumento de la jubilación. El aumento del salario y la jubilación mejora la demanda interna y eso permite que los pequeños comerciantes vendan más”.

Agregó Abdala que “por eso, con mucho respeto, hablamos hoy de los empresaurios que siguen insistiendo con una queja en la OIT en contra de la negociación colectiva. Estas posturas se enfrentarán a la organización, unidad y lucha de los trabajadores a lo largo y ancho del país. De todos modos venceremos en el Consejo de Salario. Porque de eso depende la mejor vida de las grandes mayorías. A esto le podemos sumar el hecho de que las intendencias municipales tienen un nivel importante de autonomía, pero no están por encima de la ley ni del ordenamiento jurídico del país. Lo insólito es que al día de hoy los trabajadores municipales no tienen derecho a la negociación colectiva por rama de actividad”.

“Solicitamos al Congreso de intendentes que acepte definitivamente concurrir a una negociación con la Federación Nacional de Municipales (FNM). No queremos que los municipales estén a la buen del Señor ni de cómo se despertó el señor intendente, ni a la discrecionalidad de té tomo o té hecho. Reclamamos un protocolo de seguridad y salud ocupacional para que no pase la aberración que sucedió en Artigas, donde un trabajador murió mientras desarrollaba su trabajo. Por eso, nuestra solidaridad con los trabajadores de la FNM”.

Finalmente Abdala dijo que “ante la contraofensiva del imperialismo y la clase dominante en América Latina, el Uruguay está ante la disputa de dos proyectos de país. Está claro que las clases dominantes estarán cada vez más activas para lograr lo que luego serán políticas reaccionarias y liquidación de la negociación colectiva. Ante esto los trabajadores estarán en la calle para no solo decir no pasarán, sino para decir, con lucha y unidad, que queremos una sociedad donde los más infelices sean los privilegiados”.

Núñez: “Defensa de la soberanía”

La representante de la Ffose comenzó su exposición afirmando que “una vez más la historia pone a nuestro movimiento sindical en lucha por la defensa de nuestra soberanía por la defensa de nuestros recursos naturales, por la defensa de la voluntad popular. Allá por el año 2004 y con el esfuerzo de todas y todos en nuestro movimiento obrero, el Uruguay pasó a ser referencia a nivel mundial, en su lucha contra los avances de las multinacionales extranjeras en su deseo de apropiarse de un recurso humano esencial para la vida, como indudablemente es el agua.

En aquel año, el 64,7% de la población, acompañó la reforma constitucional que permitió detener el avance privatizador de uno de nuestros recursos más preciados. El gobierno blanqui-colorado de ese entonces, encabezado por Jorge Batlle, había permitido, que una multinacional española empezara a lucrar con el agua. El pueblo una vez más, impidió que esa experiencia privatizadora prosperara.

Por estos tiempos, nos encontramos con una nueva realidad. Uno de los sectores de la economía que en los últimos 15 años, más riqueza ha generado, como sin dudas es el sector agropecuario, a través de su modelo de agro-negocio

Ha contribuido a gran escala con el deterioro de nuestras principales fuentes de abastecimiento de agua. La visión economicista de la vida sin importar sus consecuencias, ha determinado una vez más, que se pretenda que el conjunto de la población pague las consecuencias del enriquecimiento constante de este sector.

Pensábamos que la guerra por el agua había culminado en el año 2004 y que el pueblo uruguayo había salido victorioso. Nos equivocamos compañeros y compañeras. Fue sólo una gran batalla.

Hoy, el gobierno nos demuestra con esta ley de riego, promulgada el pasado 27 de octubre, que no hay que claudicar. Que la lucha continua.

Hoy el gobierno y los partidos políticos que apoyan esta ley, basados en el informe de perspectivas para el quinquenio 2015-2020 del banco mundial y le abren las puertas a los inversores privados nacionales o extranjeros, para gestionar nuestra agua.

Si este gobierno pensaba, que por haber logrado avances indudables en materia laboral en nuestro país, el movimiento sindical se iba a hacer el distraído con este intento de privatización de los recursos naturales del país, está muy equivocado.

Esta ley de riego, le vuelve abrir las puertas a las multinacionales del agua. Esta ley de riego permite mercantilizar un recurso de todos para beneficio de unos pocos.

Esta ley de riego mediante la exoneración tributaria, permite seguir teniendo renuncias fiscales a favor de los mismos de siempre.

Esta ley de riego desconoce los aportes de cientos de científicos uruguayos que se han expresado al respecto y permite que las principales cuencas del país se sigan contaminando.

Esta ley de riego, es una muy mala ley del gobierno.

Esta ley de riego desconoce lo más preciado que un gobierno debe contemplar. Desconoce la voluntad del soberano.

No queda otra que volver a salir.

No queda otra que volver a recorrer cada centro de trabajo, volver a recorrer cada casa de familia de las trabajadoras y los trabajadores, volver a recorrer las calles.

No queda otra, queridos compañeras y compañeros, que derogar esta ley de riego. Queremos que nuestra agua sea líquido vital para un desarrollo sustentable.

Queremos que nuestra agua sea líquido esencial para que los pequeños y medianos productores puedan utilizarla como fuente de desarrollo sin tener que arrodillarse ante el poder extranjero.

El gobierno a impulsos del ex ministro de ganadería Tabaré Aguerre, se ha embarrado con esta ley de riego.

No hay lugar en la muchas veces sorprendente lógica de la política, sostener la contradicción que la fuerza política del gobierno actual, haya acompañado la reforma constitucional del año 2004 y hoy impulse esta ley que violenta nuestra constitución.

Es demasiado fuerte esa contradicción.

Una vez más, si es necesario, el movimiento sindical en la defensa de los recursos naturales, deberá hacer volver al eje central a este gobierno. Ese eje no es otro que el gobernar para las grandes mayorías.

Invitamos a todo el pueblo uruguayo a volcarse a esta campaña.

Esta es una lucha por la actual generación y por las generaciones futuras.

No dejemos que los mismos modelos que han fracasado en la región y en muchas partes del mundo, se apliquen en nuestro país.

Queremos expresar nuestro más sincero agradecimiento por el apoyo recibido al conjunto de gremios hermanos, nucleados en nuestra central única, nuestro PIT-CNT.

Queremos estrecharnos en un efusivo abrazo con la hermana federación de estudiantes universitarios del Uruguay, la entrañable FEUU, que desde un primer momento puso su brazo solidario a la campaña contra esta ley de riego.

Hoy como siempre, obreros y estudiantes unidos adelante.

Queremos extender nuestras manos para estrecharlas con las manos de los cooperativistas de la hermana Fucvam, que también han demostrado un compromiso fundamental en esta causa.

A todas las organizaciones sociales y colectivos ambientales, que desde hace un largo tiempo se encolumnan en defensa del agua y la vida, nuestro saludo grande.

A todo el pueblo Uruguayo solo queda decirles, a firmar compañeras y compañeros; a firmar contra esta ley de riego; a firmar por el agua y por la vida; a defender lo que es nuestro”.

García: la “lucha recién comienza”

García comenzó su exposición “un saludo fraterno a todos los trabajadores y trabajadoras movilizadas del país. Nuestro pueblo amaneció nuevamente de luto.  El lunes pasado otra compañera fue asesinada. Asesinada por un varón que se creyó su dueño.

Vamos 81 días del año y ya lloramos por siete compañeras calladas solo en nuestro país. No podemos pensar que son casos aislados, de unos pocos loquitos, tristemente son los hijos más sanos de un sistema que somete, violenta y cosifica.

Un sistema explotador que desprecia a quienes anhelan un mundo mejor. 

Diciendo esto no podemos dejar de recordar a Marielle Franco, una compañera militante Brasileña que representaba lo más peligroso para los poderosos. Siendo mujer, pobre, afro, de izquierda, defensora de los y las menos privilegiadas, de las más vulnerables. Venía denunciando la militarización en río, el abuso policial. La ejecutaron!!! Fue ejecutada por un gobierno golpista, represor, misógino y racista!

Hablamos que nuestro movimiento sindical no solo lucha por el aumento salarial, nuestro PIT-CNT sale a dar la pelea para cambiar el mundo. Para crear una sociedad sin explotados, explotadas ni explotadores.

Pero si vamos a hablar de explotación, vamos a reconocerlo, somos mujeres y somos trabajadoras. Por tanto doblemente explotadas, por el sistema capitalista y por el sistema patriarcal. Negar esta realidad no la desaparece, solamente la invisibiliza.

A partir del año pasado, previa al 8M junto a muchas organizaciones y colectivos sociales conformamos la Intersocial Feminista. Reafirmando así nuestro compromiso por erradicar la violencia de género y las desigualdades entre varones y mujeres, porque no puede quedar en un solo día al año, este trabajo es diario, integral y trasversal en todos los ámbitos de nuestras vidas. Redoblamos y pedimos presupuesto para poner en marcha la ley integral de violencia de género que fue votada el año pasado.
  

Soñamos una sociedad justa e igualitaria. Para que esta, sea nuestra mayor conquista, necesitamos el compromiso de la clase trabajadora unida. Codo a codo compañeros y compañeras movilizando y combatiendo el flagelo de las  desigualdades. Estamos convencidas que este mundo mejor no solo es posible, es nuestro deber. Y va con todos y todas, sin exclusiones.

Porque al final de cuentas se trata de eso, feminismo: luchar por la igualdad.  Nada más ni nada menos, lo justo. Por estas razones no puede existir otra conclusión: La revolución debe ser y será feminista. 
Salú compañeros, salú compañeras, esta lucha recién empieza”. 

Se adjuntan audios de: Abdala, Núñez y García

Galería de imágenes


Modificado por última vez en Jueves, 22 Marzo 2018 23:55
Inicia sesión para enviar comentarios