FUS profundiza medidas ante intransigencia patronal

Lunes, 30 Julio 2018 19:14
Valora este artículo
(0 votos)

En respuesta a la intransigencia de las patronales, la Federación Uruguaya de la Salud (FUS) resolvió profundizar el conflicto que vienen desarrollando. La decisión se conoció mediante un comunicado oficial de la FUS en el que se realiza “un llamado a la unidad y a la lucha de los trabajadores de las salud privada y sus sindicatos de base, para vencer la posición reaccionaria de las patronales”.

El secretario general de la FUS, Jorge Bermúdez, en diálogo con el Portal del PIT-CNT, explicó que la “postura intransigente de las patronales del sector” se traduce en que no quieren otorgar “ningún aumento salarial que no esté financiado por aumentos de cuotas, es decir, sin otorgar ningún recurso propio”. En este sentido, el dirigente sostuvo que esto se enmarca en un contexto en el que el gobierno ubica a la salud privada en el sector medio de clasificación y no en el dinámico. Por tanto, la FUS resolvió “profundizar” sus medidas de lucha.

El pasado viernes el Consejo Central de FUS resolvió paros regionales que se suman a la declaración del conflicto resuelta el pasado 14 de julio y el paro realizado el pasado 26 del corriente.

Según Bermúdez el calendario de paralizaciones definido abarca el regional Montevideo el viernes 10 de agosto, el regional centro-sur será el martes 14, el regional este el miércoles 15, el regional norte el jueves 16 y el regional sur el viernes 17 de agosto, siempre de 10 a 15 horas, con jornadas de difusión. “Esto se realizará preparando el paro general de 24 horas, con ocupación de todos los centros de trabajo, que se realizará el miércoles 22 de agosto, en el marco del PIT-CNT” acotó.

Bermúdez adelantó al Portal que el martes 7 de agosto se desarrollará una instancia de negociación en el marco de los Consejos de Salario “donde esparamos que el sector empresarial haya recapacitado y haya entendido que si no otorga mejores condiciones laborales, si no otorga aumentos salariales con recursos propios, la situación del sector se va a complejizar mucho más”. En este contexto, el secretario general de la FUS dijo que no hay que olvidar que el sector empresarial “maneja al año 2 mil millones de dólares, que hay salarios de hasta un millón de pesos de administradores de instituciones, que hay salarios del sector de anestésico-quirúrgicos de entre 400 mil y 600 mil pesos por mes, mientras hay trabajadores de la salud que ganan $20.000, hay usuarios que esperan dos meses para que los vea un especialista, seis horas en una emergencia para que lo atiendan o hacen maravillas para poder pagar el alto valor de tickets y órdenes” subrayó.

También esto es responsabilidad del Poder Ejecutivo por no haber profundizado, como reclamó el propio PIT-CNT en un documento entregado el 20 de julio del año pasado al Ministro Basso, donde con 19 puntos le proponíamos hacer avanzar a la reforma. Sin embargo, la reforma no ha avanzado y hoy es presa de la debilidad del gobierno para enfrentar las expresiones de los sectores corporativos empresariales que se mueven en la salud y de la voracidad de esos sectores empresariales, que en vez de considerar la salud como un derecho social de la gente, lo considera una mercancía. En ese marco está la lucha de los trabajadores de la salud privada y en ese marco está la profundización del conflicto” concluyó.

Modificado por última vez en Lunes, 30 Julio 2018 22:06
Inicia sesión para enviar comentarios