Lo prometido es deuda

Jueves, 05 Julio 2018 19:13
Valora este artículo
(0 votos)

Desde la Federación Nacional de Profesores de Secundaria (FeNaPES) así como desde la Asociación de Trabajadores de Enseñanza Secundaria (ATES) y la Coordinadora de Sindicatos de la Enseñanza del Uruguay (CSEU) se ha remarcado la necesidad de llegar a una asignación presupuestal mínima del 6% para la ANEP y UdelaR más el 1% para investigación y desarrollo y cuestionan distintos aspectos del proyecto de Rendición de Cuentas que está siendo estudiado en el Parlamento.

Los trabajadores sostienen que la evolución que ha mostrado el presupuesto público destinado a los dos principales entes autónomos de la Educación, “aún no contempla las necesidades del sistema”. En este contexto, han señalado su preocupación mediante un detenido análisis de la propuesta del Poder Ejecutivo en la Rendición de Cuentas. “La promesa electoral para el presente período de gobierno de llegar a destinar el 6% del PIB para el área programática educación no se ha concretado, por el contrario se ha tendido al 5% del PIB en el quinquenio, tal cual lo demuestran las siguientes cifras: 2015→ 4,56%, 2016→ 4,9%, 2017→ 5,0 % del PIB”.

Otro de los aspectos que preocupa a los trabajadores es el relacionado al tema salarial. “El actual proyecto de ley de Rendición de Cuentas (RC) correspondiente al ejercicio 2017 presentado por el Poder Ejecutivo, prevé solamente para el inciso 25 ANEP, en su artìculo 245, una partida de 1.942 millones de pesos con destino a retribuciones personales. Esta asignación posibilita un incremento real de los salarios solo para 2019 del orden promedio de 3,5% , pero no se asignan recursos para el incremento real de salarios correspondiente a 2020, no acompañando de esta manera la cadencia de incrementos,lo que significa el incumplimiento del compromiso firmado en un ámbito tripartito con la CSEU en el año 2015 y el incumplimiento de llegar a los niveles salariales estipulados”. Por tanto, los trabajadores entienden que “se hace ineludible un incremento presupuestal para el año 2020 de $ 2.015.081.219 con destino al rubro “Servicios Personales” de forma de mantener la cadencia de aumentos salariales y cumplir el compromiso establecido en el convenio salarial de 2015 tal cual lo establece el mensaje presupuestal de ANEP en su artículo 1”.

Comparación de proyectos del PE y la ANEP

“Al 30 de junio de este año, los mensajes presupuestales del Poder Ejecutivo y de la ANEP presentados en el Parlamento muestran grandes diferencias en la solicitud de fondos. El proyecto de ley presentado por el Poder Ejecutivo para el año 2019 propone un incremento presupuestal de $ 2.047 millones, lo que representa un 19,16% del pedido presupuestal de ANEP para ese año. Por otra parte el mensaje de ANEP calcula los fondos presupuestales incrementales necesarios para 2020, que deberían ser previstos por la ley en el inciso “Partidas a reaplicar”. Una de las características de las últimas RC ha sido el recorte de fondos ya asignados a la ANEP mediante la ley de presupuesto. En efecto en el año 2016, la ley de RC correspondiente al ejercicio 2015, recorta 793 millones de pesos ya asignados en los artìculos 552 y 554 de la ley 19.355. A su vez la ley de RC autoriza a la ANEP para usar recursos propios provenientes -entre otros- del Fondo de Inasistencias, violentando de esta manera la autonomía financiera del Ente. Al año siguiente (2017), la ley de RC Nº 19.535 repite el mecanismo de autorizar a la ANEP a utilizar el fondo de inasistencias para cubrir necesidades que el PE no otorga”.

    Mercantilización de la educación pública

    Los trabajadores nucleados en FeNaPES y ATES volvieron a cuestionar el proceso de mercantilización de la educación pública, tal como vienen denunciando de manera permanente, y que se reafirma en el proyecto del gobierno de Rendición de Cuentas.

    * Ver documento adjunto

    Modificado por última vez en Jueves, 05 Julio 2018 22:36
    Inicia sesión para enviar comentarios